Qué visitar con niños en Santander. Viaja en familia a Santander

La capital cántabra es uno de los destinos que más familias reciben de toda la península ibérica. Uno de los motivos de convertirse en un destino familiar es la comodidad que aporta el tamaño de Santander y los muchos planes que se pueden encontrar para los más pequeños de la casa.

Si habéis pensado en viajar a Santander con toda la familia, hoy te proponemos algunos planes para los más pequeños y qué visitar con niños en Santander. ¡Toca diversión en familia!

Panorámica de Santander, Cantabria, vía www.pixabay.com

Qué visitar con niños en Santander

Viajar con niños en alguna ocasión puede ser complicado, ya que se cansan antes que los adultos, encuentran aburridas cosas de historia o paseos eternos y sus quejas empiezan a sonar de forma constante. Por eso, hay que buscar planes para toda la familia, con un poco de historia por un lado y con juegos o actividades recreativas por el otro. Así, todos contentos.

En el caso de Santander no hay problema con eso, ya que hay muchos planes familiares y cosas que hacer y que visitar con niños en Santander. ¡Apunta!

Cabárceno

No hay duda, teníamos que empezar nuestras recomendaciones sobre qué visitar con niños en Santander con el Parque Natural de Cabárceno. Se encuentra a media hora en coche de la ciudad de Santander y reservar un día de tu viaje a Cantabria para dedicárselo a Cabárceno va a ser un gran acierto.

Los más pequeños disfrutarán de ver a especies animales en semilibertad. Tiene unas 120 especies animales de los cinco continentes, por lo que podrán descubrir sus hábitats y conocer más sobre todos ellos. El Parque Natural de Cabárceno cuenta con más de 20 kilómetros de carreteras internas, por lo que será tan sencillo moverse como una excusión más.

Parque Natural de Cabárceno, vía www.flickr.com

El Parque Natural de Cabárceno está abierto de 10 de la mañana a 5 de la tarde de noviembre a febrero (hasta las 6 de la tarde los fines de semana) y de 9:30 de la mañana a 6 de la tarde de marzo a noviembre. Los precios dependen de si quieres ir sólo por la tarde en temporada baja o el día completo.

Osos del Parque Natural de Cabárceno, vía www.pxhere.com

El precio de abril a septiembre es de 31,50€ para adultos y de 18€ para niños, con ciertos descuentos para grupos, que también pueden disfrutar de ir sólo por la tarde. En temporada baja, los precios disminuyen a 24€ los adultos y 14€ los niños el día completo.

Península de la Magdalena

La Península de la Magdalena es uno de los lugares más famosos y turísticos de Santander. En ella se recogen varios puntos importantes de toda visita a Santander con niños o sin ellos, por lo que deberías ubicarla bien en tu mapa a la hora de organizar tu viaje.

En la Península de la Magdalena de Santander podrás descubrir desde un Palacio hasta un zoo o pasear por su extensión en un tren turístico. Los pequeños de la casa disfrutarán correteando por sus paseos al aire libre y rodeados de naturaleza y los papis lo harán al verlos entretenidos y felices.

Palacio de la Magdalena

Como decíamos, este paraje esconde muchos secretos y planes y lugares que tienen que aparecer sí o sí en tu listado de qué visitar con niños en Santander. Sus 25 hectáreas de jardines y arboledas acogen el Palacio de la Magdalena, una edificación que data de 1911 y en la que Alfonso XIII veraneaba y que más tarde se convertiría en un monumento histórico artístico de Santander.

Actualmente acoge las instalaciones de la Universidad Internacional Menéndez y Pelayo (UIMP) y todos los veranos, como si fuera la visita anual de la familia real de antaño, acoge sus cursos de verano tan conocidos.

Fachada del Palacio de la Magdalena, vía www.flickr.com

Zoo Marino de Santander

En la entrada de la Península de la Magdalena se encuentra el Zoo Marítimo de Santander, que es gratuito para todo aquel que quiera descubrir los animales que allí se encuentran. Se construyó sobre la propia roca del acantilado, donde descansan con asiduidad leones marinos, focas y pingüinos.

Estos animales campan a sus anchas por el acantilado y los niños disfrutan como nunca de ver cómo se mueven, cómo duermen, cómo comen o cómo nadan. Así que, si a tu hijo le gustan los animales, y más, los típicos del Ártico, este es un lugar que debe apuntar en su lista de qué visitar con niños en Santander.

Pingüinos en el Zoo Marítimo de Santander, vía www.pxhere.com

Museo El Hombre y la Mar de Santander

También al aire libre y de forma gratuita, junto al zoo, los pequeños de la casa abrirán su boca a más no poder al ver los tres galeones del marinero Vital Alsar que se exhiben en este paraje. Son tres galeones a tamaño real de su viaje por el Océano Atlántico, pero no es lo único que allí luce.

También hay una réplica de una balsa de madera que este marinero santanderino utilizó para cruzar el Pacífico en 1970 y que tiene la huella de Dalí en ella. El motivo es que el pintor ilustró una vela para esta balsa, que puede apreciarse en la Península de la Magdalena. La importancia de esta balsa es enorme, ya que se considera que esta travesía en barca es la más larga de la historia en una embarcación tan frágil.

Galeones de Vital Alsar en el Museo El Hombre y El Mar de Santander, vía www.flickr.com

El Magdaleno

Para descubrir todos los secretos y rincones de este parque de 25 hectáreas, puedes hacerlo a bordo del conocido como “El Magdaleno”, el tren turístico que sale desde la entrada de la Península. Entre sus ventajas, es que los niños van sentados y no se cansan, y los padres van descubriendo secretos del parque gracias a la grabación que suena a lo largo del recorrido del tren.

El precio oscila según la edad de los pasajeros del tren. Los adultos pagan 2.15€ y los niños mayores de 3 años, 1,45€. Los menores de 3 años no deben pagar ticket para subir al tren turístico El Magdaleno.

 

Tren Turistico El Magdaleno
Tren Turístico El Magdaleno, vía www.turismodecantabria.com

En este paseo, podrás descubrir algunas de las esculturas que se esconden por el parque. Entre ellas, un homenaje a Félix Rodríguez de la Fuente o un Memorial a las víctimas del Terrorismo.

Parque Atlántico de las Llamas

El Parque de las Llamas es un sitio perfecto para que los pequeños de la casa se desfoguen y se diviertan correteando por sus zonas de juego. Además de sus 11 hectáreas de extensión, el parque está rodeado por el edificio en forma de ballena del Palacio de Deportes de Santander.

Se convierte en un destino perfecto si te apetece alquilar una bici y recorrer sus más de 2 kilómetros de carril bici rodeado de naturaleza. Con la bici podréis llegar a la zona del estanque, donde los más pequeños disfrutarán viendo volar a las especies de aves que habitan entre sus árboles.

Entrada del Parque Atlántico de las Llamas, Santander, vía www.flickr.com

Existen tres zonas infantiles en las que poder disfrutar de los más pequeños tras el paseo por el parque. En ellos hay toboganes, columpios, zonas de obstáculos y tirolinas… Vuestros hijos solo tendrán que encontrar su actividad favorita y disfrutar de la aventura. Además, encontraréis Divertipark, un parque infantil dentro del Parque de las Llamas con 900 metros cuadrados de diversión.

Museo Marítimo del Cantábrico

Si antes hemos mencionado el zoo de la Península de la Magdalena, otro punto interesante para visitar con niños en Santander es el Museo Marítimo del Cantábrico. Este museo acoge los secretos de las profundidades del Mar Cantábrico con más de 3.000 metros cuadrados de exposición.

Los niños disfrutarán como nunca al descubrir los peces del acuario o de los esqueletos de cetáceos que decoran la sala principal. También la conciencia del cuidado del mar está presente en las exposiciones del Museo Marítimo del Cantábrico, con algunos ejemplos sobre cómo influye la basura en el mar y en los peces que en él habitan.

Si viajas a Santander y todavía no te has ido el domingo por la tarde, te alegrará saber que la entrada es gratuita los domingos por la tarde. Si no, la entrada es de 8€ para adultos y 5€ para niños de entre 5 y 12 años, jubilados, discapacitados y personas con el carnet joven. Los menores de 5 años entran gratis.

Esqueletos de ballenas en el Museo Marítimo del Cantábrico en Santander, vía www.flickr.com
Maqueta de la bahía de Santander en el Museo Marítimo del Cantábrico, vía www.flickr.com

Este Museo Marítimo del Cantábrico se encuentra a escasos 10 minutos andando de nuestro hotel Vincci Puertochico, ubicado en pleno centro de Santander y frente a la zona marítima de “Puerto Chico”. Así que apunta este plan si estás buscando qué hacer con niños en Santander y no lo pienses a la hora de hospedarte en uno de nuestros hoteles en Santander.

El hotel Vincci Puertochico tiene cuatro estrellas y todo lujo de detalles. Se remodeló en 2003 tras su construcción en 1998 y está decorado al estilo de los hoteles-boutiques más modernos. Tiene unas vistas impresionantes de la bahía de Santander y es perfecto para quedarse en familia por el tipo de habitaciones que forman este hotel de nuestra red de alojamientos en España.

Vistas desde la azotea de Vincci Puertochico
Vistas desde la azotea de Vincci Puertochico.
Recepción del hotel Vincci Puertochico 4* en Santander
Habitación con vistas
Habitación con vistas

Si viajas a Santander con niños, te esperamos en nuestro hotel Vincci Puertochico con toda la familia. Además, podremos aconsejarte otros planes para hacer y lugares que visitar con niños en Santander. ¡Te esperamos!

VIAJA. VIVE. VINCCI

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *